lunes, 1 de abril de 2013

Alcàsser. José Antonio Cano Llacer.




José Antonio Cano Llacer era un adolescente de Alcácer de dieciséis años de edad, que conocía a Miriam, Toñi y Desirée.

Al igual que sucede con otros testigos, apenas recordaba nada de lo sucedido una semana después de la desaparición de las tres niñas, pero al llegar el juicio, cuatro años y medio después, tenía mucho más que decir que en su primera declaración.

En el cuartel de Picassent, el 20 de noviembre de 1992, lo único que recordaba es que conocía a las niñas, pero no salía con ellas, y que las había visto el viernes a las ocho y veinte de la tarde, saludándolas al cruzarse con ellas en la gasolinera de Picassent cuando se dirigía desde la discoteca Coolor hacia Silla. Nada más. Eso fue todo. Leída la declaración, parece que Cano se iba a dar un paseo considerable hasta Silla.

Pero no, porque en el testimonio que prestó en la vista oral, el 28 de mayo de 1997, afirmó que había salido sobre las 8:05 de la discoteca Coolor, en Picassent, dirigiéndose hacia Silla en su ciclomotor -no andando-, a ver a su novia. Se cruzó con las niñas y las vio encaminándose al interior de Picassent, cuando habían dejado la gasolinera Mari 15 metros detrás. En ese momento eran "... entre las 8:10 y 8:20, fue sobre esa hora y es una cosa segura." Lo lógico, por la distancia a la discoteca que había recorrido en su motocicleta, es que fueran las 8:10. Pero eso no cuadra con la declaración de Hervás, que dice que las recogió en Alcásser a las 8:15. Así que el letrado de la defensa -curiosamente es el letrado de la defensa, no el fiscal- le interroga sobre ése punto, y Cano Llacer acaba reconociendo que "puede ser que fueran las 8:20". Ahora sí que nos cuadra. Curiosamente, ésa es la hora que había dicho en el sumario, y que cambió en un primer momento en el juicio.

Esta vez Cano recuerda haber visto un coche pequeño blanco -un Kadett o un Corsa, no sabe si de 2 ó 4 puertas- que no había visto en su declaración sumarial. El vehículo había adelantado a las niñas para detenerse un poco más adelante de la ermita de Picassent (Virgen de la Vallivana). El problema es que se ha demostrado que Cano no pudo ver éso, porque desde dónde estaba no se puede ver la ermita, ya que la calle (Avinguda del Calvari - Avinguda Jaume I) hace una leve curva y no hay visibilidad. El que quiera, puede comprobarlo en Google maps. Cano aparece en el momento exacto para ver a las niñas. Un minuto antes y no las habría visto, porque supuestamente estarían en el coche de Hervás. Unos minutos después y tampoco las habría visto, ya que las habrían recogido supuestamente Anglés y Ricart, pasada la ermita. Es el testigo ideal, que cuenta lo del Opel pequeño blanco cuando ya se sabía que Miguel Ricart tenía un Opel Corsa blanco. Como queda dicho, forma parte de la larga lista de testigos que cuánto más tiempo pasa, más cosas recuerdan.





De izquierda a derecha, Coolor, Casa de la Señora Badal, Ermita de Picassent y Gasolinera Mari.
Se ve la curva de la calle y la imposibilidad de ver la ermita desde la gasolinera.
Arriba, el taller de la Ford al que Hervás supuestamente llevó su coche a arreglar.



Cano era amigo de las niñas desde hacía tres años. Dice que le consta que iban a Coolor. Pero también dice que les ofreció las entradas de la discoteca en los recreativos (Zass) y que las niñas no se las compraron. ¿Cómo se deduce de eso que las niñas querían ir a Coolor?

A Cano no se le preguntó si llevaba casco o no, a qué velocidad iba cuando se cruzó con las niñas, ni a qué distancia estaba de ellas cuando las saludó. ¿Cómo las saludó? ¿Les gritó, movió la mano, hizo sonar la bocina de la motocicleta? Parece que Cano estaba más preocupado en mirar a los lados que al frente, porque se fijó en las niñas y en los automóviles de la gasolinera. Y las niñas, lo lógico es que fueran hablando entre ellas y no prestaran atención al tráfico, puesto que iban por la acera. Después de mirar a los lados, aparentemente Cano siguió conduciendo mirando hacia atrás con riesgo de matarse, porque el coche que dijo ver adelantando a las niñas se detuvo "mucho más delante de ellas". Y si lo vio por el retrovisor ¿por qué se molestó en seguir la trayectoria de ese coche en concreto? Pero nada de esto se aclaró en el juicio.

¿A qué velocidad iría Cano Llacer en su motocicleta?


Velocidad en Km./hora
Distancia recorrida en m./segundo
10
2,77
20
5,55
30
8,33
40
11,11

No parece excesivo considerar que Cano recorría... digamos 10 metros por segundo sobre su motocicleta. Pues, aún así, y teniendo que mirar al frente para conducir con seguridad, fue capaz de ver, reconocer y saludar a las niñas; advertir que en la gasolinera había una furgoneta Seat Trans blanca en la que iba un hombre mayor ¡delgado y de piel morena! (menuda vista) y ver un vehículo blanco -un Kadett o un Corsa- que sobrepasó a las niñas y se detuvo un poco más adelante de la ermita. Ahora pongámonos en lugar de Cano y consideremos si nos importa lo más mínimo la pinta de los clientes de la gasolinera (¡es que pensó que era su tío!) y la marca, el modelo y el color de los vehículos que vienen en dirección contraria y si nos vamos a molestar en mirar por el retrovisor para ver si sobrepasan a las niñas o dejan de sobrepasarlas. Y no sólo si vamos a querer hacerlo sino si somos capaces de hacerlo. Si Anglés era Spiderman, Cano era Canoderman.

De traca. Y nunca mejor dicho.

Y ahora viene la segunda parte del cuento chino de Cano. Según Google Maps, hay una distancia aproximada de 450 metros entre la gasolinera y la Plaza de la Ermita. Si el coche blanco que según Cano recogió a la niñas iba a una velocidad similar a la suya -y no se encontró ningún semáforo en rojo en el camino- habría tardado 45 segundos en llegar hasta allí. Y Cano habría recorrido otros 450 metros en dirección contraria. Por lo tanto, Cano estaría a 900 metros de distancia del supuesto punto de recogida de las niñas cuando el automóvil blanco "de los secuestradores" llegó a la altura de la Ermita.





O sea, que Cano vio a las niñas subir al coche blanco de espaldas, a 900 metros de distancia y en una curva.

Es una absoluta vergüenza que el Tribunal se tragara y consintiera el cuento de las mil y una noches de Cano Llacer. Y asombroso que ninguno de los letrados de la Sala le sacara los colores ante semejante testimonio, una auténtica tomadura de pelo de la que salió indemne.

No se tuvo en cuenta que la mejor manera de seguir luchando para desvelar la conspiración que rodeaba el caso era conseguir la absolución de Miguel Ricart. Y, evidentemente, desmontar los testimonios de los testigos que dijeron ver a las niñas el día de su desaparición habría sido un primer paso fundamental en la consecución de tal objetivo.





Como en las demás declaraciones, cabe preguntarse si se comprobó la exactitud de la declaración del testigo. ¿Había ido Cano realmente a ver a su novia ese día? Porque los movimientos de Cano resultan bastante inusuales. Está en Coolor, se va a Silla a ver a su novia a las 8:05, vuelve a Coolor sobre las 9:15 ó 9:30, está en la discoteca 15 ó 20 minutos y se va antes de que termine la fiesta. Un tanto extraño. ¿Un viernes y no se queda hasta el final y no se lleva a su novia a la discoteca? Si era uno de los que vendía las entradas, seguro que la habría podido colar. ¿Para qué vuelve a Coolor entonces? ¿Hay testigos de los movimientos de Cano? ¿Alguno de los muchos jóvenes que acudieron aquélla noche a la discoteca recuerda haber visto a Cano? ¿Los vigilantes? ¿Alguien?

Otro de los rumores del caso Alcàsser era que a Toñi le gustaba Cano Llacer y que por eso se empeñó en ir a la discoteca ese día. Pero si se cruzaron con él y Cano se iba a Silla a ver a su novia... ¿por qué siguieron con la idea de ir a Coolor?

Por último, hay que dejar constancia de la posibilidad de que otro testigo llamado César viera a las niñas en la misma zona. (F3, F4, F5). Al parecer, José Antonio Cano Llacer tenía un hermano de la edad de las niñas llamado César. En tal caso, ¿por qué no se le tomó declaración y por qué desaparece del caso cuando en los primeros días la prensa lo había mencionado varias veces?




Sumario 1/93
FOLIOS 652- 654
MANIFESTACIÓN DE JOSÉ ANTONIO CANO LLACER

En Picassent (Valencia), siendo las 19,02 del día 20 de Noviembre de 1.992, personado en estas dependencias de la Guardia Civil, acredita llamarse como queda dicho, nacido en Valencia el 12 de Julio de 1.976, hijo de Antonio y María del Carmen, domiciliado en Alcácer (Valencia), calle (?), con D.N.I.(?).

PREGUNTADO para que diga si conoce a las tres jóvenes que faltan de su domicilio en Alcácer, dice sí las conozco a las tres.

PREGUNTADO para que diga de qué las conoce, dice por tener amistad desde hace unos tres años, si bien no salíamos en la misma gente.

PREGUNTADO para que diga si recuerda cuando fue la última vez que las vio, dice el viernes a las 20,20 horas, cuando me dirigía desde la discoteca Coolor hacia Silla, a unos 15 metros de la Gasolinera Mari con dirección al interior de la población de Picassent.

PREGUNTADO para que diga si habló algo con ellas, dice no solamente las saludé.

PREGUNTADO para que diga si las vio solas, dice si se encontraban solas.

PREGUNTADO para que diga si en ese momento vio algún vehículo en la gasolinera o inmediaciones, dice en la gasolinera había dos o tres coches sin poder precisar marcas o modelos, en cuanto alrededor de ellas no había vehículos ni personas.

PREGUNTADO para que diga si en el momento de saludarlas les observó alguna cosa que no fuese normal en ellas, dice no las vi que por los gestos, estaban normal, no viéndoles preocupadas ni nada.

PREGUNTADO para que diga si coincide con ellas en la discoteca, dice algunas veces si.

PREGUNTADO para que diga si tiene conocimiento de las discotecas que solían ir las tres jóvenes, dice que yo sepa solamente a Coolor.

PREGUNTADO para que diga si tiene conocimiento de que alguna de ellas tuviese algún problema, dice no tengo conocimiento.

PREGUNTADO para que diga si en alguna ocasión le manifestó alguna de ellas el querer marcharse de casa o salir de viaje y donde, dice, no nunca me habían comentado nada.

PREGUNTADO para que diga si tiene alguna cosa más que manifestar, dice que no que lo dicho es verdad en lo que afirma y ratifica, firmando esta su manifestación una vez leída por si y encontrarla conforme en unión del Instructor de Picassent, siendo la hora, día, mes y año anteriormente consignados.




Vista del Sumario 1/93
12ª Sesión - Valencia, a 28 de mayo de 1997
JOSÉ ANTONIO CANO LLACER

Juramentado y advertido legalmente declara:

AL MINISTERIO FISCAL

Que conocía a las tres muchachas de Alcácer. Que recuerdo que hice una comparecencia voluntariamente ante la guardia civil. Que fui yo voluntariamente. Que nadie me llamó. Que no se la hora ni el día exacto. Que a la guardia civil dije que vi a las tres muchachas en la gasolinera Mari. Que las vi de 8.10 a 8.20. Que no estaban exactamente en la gasolinera. Estaban cerca. Que ellas subían en dirección de la gasolinera, hacia dentro del pueblo. Que no me di cuenta si estaban haciendo autoestop. Que las saludé. Que iban andando. Que en ese momento no había nadie con ellas, iban las tres. Que iban desde la gasolinera Mari hacia dentro del pueblo. En dirección a la ermita subían. Cuando las vi la gasolinera se les quedaba detrás. Que la gasolinera les quedaba detrás un vez el largo de la sala. Como de pared a pared, de la frontal a la de espalda. Que iban andando hacia dentro del pueblo, iban solas. Que la gasolinera había gente. Que a su alrededor no había nadie. No había muchachos. Iban las tres solas.

AL LETRADO DE LA ACUSACIÓN PARTICULAR

Que vi a las chicas ya pasada la gasolinera, no las vi atravesando. Que en la gasolinera habían dos vehículos repostando gasolina. Uno si que se era una furgoneta Seat Trans blanca porque pensé que era mi tío. El otro vehículo no me fijé. Que en la furgoneta Trans blanca iba sólo un hombre mayor. Que las saludé, ellas me saludaron, me vieron, y ya está. Que no estaban especialmente nerviosas. Estaban aparentemente normales. Que no observé en ellas ningún síntoma de haber bebido. Que con ellas he coincidido en discotecas. Que yo sabia que iban a subir porque justamente la fiesta que se organizaba, estaba ahí ayudando, eran compañeros míos, y yo incluso les ofrecí entradas para ir. No se las facilité yo, no se si las tenían o no, pero sé que las intenciones que tenían eran de subir. Que subían a la discoteca Coolor. Que les ofrecí las entradas anteriormente, no en ese momento. En los recreativos, donde normalmente nos veíamos entre semana, les ofrecí las entradas. Que bajaba de la fiesta de la discoteca, se como era la dinámica. Que la fiesta empezaba sobre las 7.30, 7.45, 7.15 es los horarios que se solía empezar. Que el 13 de Noviembre no sé cuándo cerró porque yo a últimas no estuve. Yo me fui mucho antes de que terminara. Que yo volví luego.

Que después de la discoteca no volví a ver a las chicas ni me crucé con nadie que me hizo referencia de ellas, ni hice ningún comentario con las niñas. Que posteriormente cuando me enteré que habían desaparecido fui voluntariamente a decir que yo las había visto tal día, a tal hora, en tal sitio. Que luego, en lo que pude ayudar, estuve en labores de búsqueda. Que buscamos en los alrededores de Picassent. En las 2 salidas que se fueron. No fui a esas salidas porque no pude, trabajaba, pero ayudé para organizar las salidas. La gente que íbamos y ayudar y tal. Que en esas fiestas no se vendía alcohol. Que me fui antes de que acabara la fiesta. No se a que hora acaban las fiestas.

Que de la gasolinera a donde estaban ellas, vi un vehículo que las sobrepasó deteniéndose en la ermita, pero fue mucho mas delante de ellas y no se si tiene referencia a ellas. Era un coche blanco, no me fije exacto, o un Kadett o un Corsa. Que era un coche tirando a pequeño. No recuerdo si tenia 2 o 4 puertas. Que pare un poco más adelante hacia la ermita. Que de la ermita a la discoteca hay que cruzar todo el pueblo, hay bastante distancia 900 metros. Que vi que parara el vehículo pero no vi nada mas, ni vi que subieran las niñas al vehículo. Ni vi que el vehículo se dirigiera a ellas.

AL LETRADO DE LA ACUSACIÓN POPULAR 1

Que la calle Padre Guaita en Picassent no sé dónde queda. Nombres de calles no conozco. Que se detuvieron para saludarme pero siguieron andando al instante.

Se procede a la exhibición de la pieza 322.

Que con anterioridad esa cadena y esa cruz posiblemente la haya visto, pero en estos momentos la verdad es que no lo recuerdo. Que cuando digo posiblemente creo que sí he visto que la llevaba alguna de las niñas. Que no puedo asegurar si alguna de las niñas llevaba una cruz de Caravaca.

Exhibición de la pieza 126. Pendiente de aro de ocho milímetros.

Que ese pendiente de aro sí lo he visto en otra ocasión. Que ese exacto no se si es, pero uno igual sí lo he visto.

Exhibición de la pieza 321. Pendiente de aro.

Que ese no lo he visto. Que el anterior sí lo he visto. Dónde, no sé exactamente dónde pero lo he visto el pendiente. Que el pendiente creo que lo llevaba alguna niña. No sé que niña. No lo sé exacto. Que sé que ese pendiente lo he visto, dónde, debe ser a una de las niñas de Alcácer. Recuerdo ese pendiente porque me han llamado la atención los pendientes de aro pequeños, porque es los pendientes que siempre me habían gustado. Que no regalé ése pendiente. Que me parece haberío visto en una de las niñas, el que lleva el numero 126.

A LA LETRADA DE LA ACUSACIÓN POPULAR 2

Que vi a las niñas entre las 8.10 y 8.20. En aquel tiempo iba a ver a mi novia que salía de trabajar sobre esa hora. Cuidaba unas niñas y es sobre la hora que me acercaba a verla. Yo salía sobre las 8.05, entre que bajaba de la discoteca y llegaba al lugar, tardé entre cinco o diez minutos en bajar de la discoteca.

AL LETRADO DE LA DEFENSA

Que solía juntarme con las niñas entre semana, en los recreativos que solíamos ir, pero a la hora de salir en plan de amigos no salía con ellas. Que los fines de semana no salíamos juntos. Que a la guardia civil también dije que las vi entre las 8.10, y 8.20, fue sobre esa hora y es una cosa segura. Que cuando las vi venía de la discoteca. Que de la discoteca ahí habría unos 900, 800 metros. Que si salí de la discoteca lo que tarde en recorrer esa distancia es cuando las vi. Que puede ser que fueran las 8.20. Que iba en ciclomotor. Que me dirigía de la discoteca Coolor hacia Silla. Que en esos momentos a lo mejor pude ver la distancia más concretamente, ahora he dicho a unos 50 metros también, me he basado en la distancia de la sala. Pero si dije entonces que la distancia eran 15 metros es porque lo calculé mas o menos. Me atengo a esa declaración. Es mas clara.

Que las niñas estaban solas. No había nadie con ellas. Que sobre la acera que iban ellas, estaban solo ellas. Que en la gasolinera había gente. En la acera de enfrente había gente. Que me refiero que en la gasolinera repostando había dos coches, luego pasa el siguiente coche, lo que pasa que yo no se si viene la caso. Que la furgoneta de color blanco la conducía solo una persona. Que estaba a la furgoneta a 15 o 20 metros. Que a esa hora había visibilidad. Que estaba a una distancia aproximada como las niñas a lo mejor incluso un poco más. Que lo mismo que vi las niñas pude ver la persona de la furgoneta. Que la única que persona que era una persona mayor, delgado con piel morena. Que no tenia mucho pelo, tirando a blanco, sin mucha cantidad. Que en esos momentos se introducía en la furgoneta, y ya no lo vi si se iba o no.

Que cuando las divisé por primera vez ellas iban andando, hasta que ellas me vieron, se detuvieron para saludarme, mientras las saludaba y al momento siguieron andando. Que coincidía con ellas en la discoteca los domingos por la tarde más que nada. Que yo sepa solo iban las chicas a la discoteca Coolor. Que el que fueran sólo a la discoteca Coolor, era un sitio donde solían subir mucho y donde solían ir todos los amigos, y las veía ahí. Que les ofrecí las entradas, y creo, no lo sé exacto, porque no estaba en el tema ese, pero 350 pesetas, 400. Que según que gente se las dejaba más barata. Que los domingos por la tarde, no recuerdo lo que valían las entradas. Que yo entro con VIP y no he pagado nunca entrada. Que a lo mejor era un poco más pero no mucho. Que normalmente las fiestas sí que suelen ser un poco más barata. Que suelo ir los domingos a la discoteca Coolor. Que las personas que iban a la discoteca normalmente era siempre la misma gente, lo que a lo mejor te ves unas semanas a un grupo de gente que no suele subir. Que el personal de la discoteca siempre es el mismo. Del que había antes, al que había ahora ha cambiado. Que al poco tiempo de pasar esto habían dos empleados que ya no estaban trabajando. Motivos no lo se. Uno era un chaval joven de color, negro, creo que se llamaba Jimmy, y otro era un hombre más mayor, que había estado en la Legión o algo así, y que la verdad se relacionaba poco, estaba ahí pero se relacionaba poco.

Que salí de la discoteca fui a ver a mi novia y volví a la discoteca. Que la hora exacta que volví serían las 9.15, 9.30. Que estuve en la discoteca un rato. Un cuarto de hora o 20 minutos. Que yo no fui al final de la fiesta, me fui antes de terminar. Que cuando me fui había gente ahí. Que no quedaba gente en cantidad pero había gente. Que cuando digo que he visto el pendiente en las niñas me refería a las niñas de Alcácer. Que la relación entre el pendiente, es que entre semana nos juntábamos en los recreativos estábamos con ellas. Que el pendiente ese es una clase de pendiente que me gusta, me llama la atención y recordaba un pendiente, no sé si es ese. Que también podría ser de otra niña.




Fuentes:


  1. Sumario 1/93 del caso Alcàsser.
  2. Vista oral del caso Alcàsser.
  3. http://lawebdelassombras.blogspot.com.es/2016/07/alcasser-al-cesar-lo-que-es-del-cesar.html
  4. http://lawebdelassombras.blogspot.com.es/2016/10/alcasser-mas-dulce-que-la-miel.html
  5. http://lawebdelassombras.blogspot.com.es/2017/03/alcasser-prensa-local-de-los-primeros.html

13 comentarios:

  1. Menudo cacao mental te montas con el pobre chaval Cano LLacer, que si iba, que si venía, que si " la abuela fuma y la niña se mea "... en fin. ERES UN CONSPIRANOICO POZICK

    ResponderEliminar
  2. Eres inconfundible: el multitroll Versace-Alexjandro-Premonition-Rabino.

    ResponderEliminar
  3. Buenas, eso de los trolls, es que no lo entiendo. ¿Qué pretende este señor, molestar,confundir?En fin, absurdo porque no le encuentro el beneficio, ni la "femme". A lo que vamos, si Cano va en moto de frente a las niñas, ¿porqué se vuelve a mirar una vez sobrepasadas? ¿Detiene el vehículo o lo hace en plan suicida y en marcha? Si va con prisa a ver la novia ¿porqué lo hace si no le llamaron la atención las chicas? Creo que es casi todo mentira, tanto o más que lo de Hervás. Pero vuelvo a lo mismo, lo habrán descartado D.Fernando y JIB

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El testimonio de Cano no se sostiene, y por supuesto que D. Fernando García y D. Juan Ignacio Blanco lo habrán descartado. Pero el hecho es que su declaración sirvió oficialmente para confirmar la de Hervás: que las niñas habían llegado a Picassent y que Hervás las había dejado sanas y salvas en el pueblo. Cuando es más que dudoso que las niñas fueran a Picassent primero y a Coolor después. A saber quién las recogió y a dónde fueron en realidad.

      Eliminar
    2. Pues N.Nozick, no dudes tanto, porque las niñas si fueron a Picassent y si las dejo Hervás en la gasolinera, y además de Cano, recuerda que esta la la Sra de apellido Soria, que las vió subir a un coche blanco con cuatro personas en él...... y como habitante de Alcácer te dire que hacer auto stop durante muchos años en Alcácer, fué normal, no teniamos otra forma de desplazarnos, ya que solamente teniamos una linea de autobuses (VIALCO) y tenián unos horarios e itinerarios escasos, asi que yo he parado y subido a jovenes que estaban haciéndolo, ya que también lo hice antes de tener vehiculo propio,
      Un salduo N.Nozick

      Eliminar
    3. Claro, por eso no se preguntó nunca a nadie de la gasolinera ni del taller mecánico si todos estos "testigos" habían pasado por allí esa noche, no fuesen a decir que no los habían visto. Por cierto, curiosamente y según la ex novia de Hervás, éste tenía un vehículo blanco de cuatro puertas. ¡Qué casualidades más casuales!

      Como dices que eres de Alcásser, ¿podrías aclararnos de quién es ese extraño edificio de la calle San Martín número 8? Por si tienes problemas para encontrarlo: https://www.google.es/maps/place/Alc%C3%A1cer,+Valencia/@39.368505,-0.444485,3a,90y,185.17h,91.43t/data=!3m4!1e1!3m2!1suH0lrsSCd11XoG_qViwhyw!2e0!4m2!3m1!1s0xd604df4a7219185:0x402af6ed7238000

      Eliminar
  4. Días después de la desaparición no reconoce modelo y marca de coche.

    Cinco años después sí.

    Raro, rarísimo de narices.

    ResponderEliminar
  5. Nozick lo ha expuesto perfectamente en sus artículos sobre los testigos. Hervás dice que las recoge en Alcásser y lleva a declarar a su presunta novia como testigo para confirmar que las deja sanas y salvas en Picassent. Esto lo refrenda Cano Llácer primero y luego la señora Badal que dijo hace haberlas visto casi a la salida del pueblo. Se distribuyen el supuesto recorrido por tramos. Primero Ester y Soria las ven en Alcásser, Hervás las traslada a Picassent y por último Cano y Badal lo refrendan. Huelen muy mal todos y cada uno de estos testimonios. Me temo que hay que mirar hacia otro lado para encontrar el escenario real de la desaparición, yo apuesto a que no salieron del término municipal de Alcásser antes de ser secuestradas.

    ResponderEliminar
  6. "Detrás de tres crímenes, la ignorancia es nacional. Las ninfas se van de casa (o se las llevan) porque no soportan ya tanta felicidad de crilon y leche pascual. Sólo el televisor les acerca una lejanía palpitante, una vibración de vida. Los chicos se van, sencillamente, porque tienen una moto. La que se va, en realidad, es la moto y de paso se los lleva. Una moto siempre tiene más iniciativas que su bizarro jinete. Y nada más. Sólo desear que a los criminales les apliquen la pena de muerte y a la fallera la entierren de fallera, como Dios manda".

    http://fundacionfranciscoumbral.es/articulo.php?id=2167

    ResponderEliminar
  7. La familia de Toñi (la chica a la que le gustaba Cano) era de Jaén. El padre creo que había nacido en Sabiote (a menos de 10 km. de Úbeda). ¿La familia de quien procede de Úbeda?.

    Perdona si me voy por los cerros de...

    [b]Los bebedores de sangre
    Ingresan en la cárcel un concejal, el inspector de Policía y dos guardias Urbanos de Jódar[/b]

    Úbeda, 3. Han ingresado en la cárcel el concejal del Ayuntamiento de Jódar Antonio Cano, el inspector de Policía y dos guardias municipales de aquel pueblo, una vez que prestaron declaración ante el Juez que instruye el proceso, con motivo de haber sido degollado un niño. Estas detenciones han aumentado el interés de las gentes por aquel suceso» Las botellas de sangre no han sido aún halladas. La misión de los informadores se hace difícil por la gran reserva que guarda el Juzgado

    Ahora (Diario Gráfico). Madrid, martes 4 de julio de 1933. Página 5


    [b]El horrible crimen de Jódar. Derivaciones Inesperadas
    ¿Están complicadas en él algunas autoridades?[/b]

    Úbeda, 3. Parece que el crimen de Jódar tendrá serias complicaciones (…) se desprende que está complicado en el crimen el concejal socialista del Ayuntamiento de Jódar Pedro Cano (…) Ha resultado claramente demostrado que la sangre estaba destinada a alguien ignorado del asesino, y que el desconocido había pagado bien el servicio (…) Miguel ha manifestado que el concejal socialista Pedro Cano estaba envuelto en una manta junto a los olivos donde el niño fue degollado. Circulan rumores alarmantes. Se cree que están complicadas otras autoridades de Jódar.

    Luz (Madrid. 1932). 4/7/1933, página 12.

    El concejal Antonio Cano (generalmente la prensa se refiere a el como Pedro Cano) y las botellas de sangre que no aparecen...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sería a consecuencia de la putrefacción.

      Eliminar
  8. Se donde está Cano

    ResponderEliminar

Todos los comentarios y opiniones son bienvenid@s mientras se expongan con cortesía. El tema del comentario tiene que estar relacionado con el contenido del post. Antes de redactar uno, tenéis que elegir una opción en el desplegable "Comentar como". Si no tenéis un perfil, podéis elegir un nombre o comentar como usuario anónimo. Y después hay que pulsar "publicar". Los mensajes publicitarios, los mensajes de mal gusto, los trolls y los intoxicadores no son bienvenidos. También ruego precaución para no vincular nombres a conductas delictivas, lo que puede ocasionar una querella, o dejar mensajes que puedan servir de pretexto a las autoridades correspondientes para cerrar el blog. En cualquiera de esos casos me veré obligado a no publicar el mensaje. No obstante, la responsabilidad sobre el contenido de los mensajes corresponderá a los que los hayan redactado. Ruego que las posibles quejas o solicitud de aclaraciones se remitan a la dirección de correo del blog y no en un nuevo comentario.