martes, 14 de mayo de 2013

Los crímenes de Macastre. (2/2)




El 20 de septiembre de 2008 se halló un cuerpo esqueletizado en la partida de Llanorel, un paraje perdido de Macastre. Los huesos correspondían a una adolescente de 17 años, Leidy Vanessa Murillo, de nacionalidad colombiana, que vivía en Benaguasil, Valencia.

La joven había desaparecido el 1 de junio de ese año, al salir del instituto Benlliure, donde estudiaba. Era la una de la tarde. Había quedado para comer con una amiga en Orriols, pero nunca llegó. El padre, que tenía que recogerla en el domicilio de la amiga se encontró con que allí no sabían nada de su hija.

Leidy llevaba una cartera con tres euros, una fotocopia de su pasaporte colombiano, la tarjeta sanitaria y su teléfono móvil.

La madre, Yenni Zúñiga, fue la que formuló la denuncia por la desaparición.





A principios del mes de agosto recibió la llamada de una desalmada que le dijo que no buscara más a su hija porque estaba retenida en un club de alterne de la carretera de Valencia-Madrid.

El año anterior, la joven se había ido de casa tras discutir con su madre, pero regresó a las tres horas. Esta vez no había motivos.

El cuerpo apareció desnudo. Leidy Vanessa había sido golpeada en la cabeza con un objeto contundente y sin filo, quizás una piedra.

El 23 de septiembre de 2008 se practicó la autopsia. Se cotejó el ADN con el de una joven de nacionalidad rumana desaparecida en Valencia el año anterior. Se cribó la tierra de la fosa y alrededores, sin resultado positivo.


Lugar donde se hallaron los restos.

La identificación definitiva se produjo al comparar el ADN del cadáver con el de Yenni Zúñiga, para lo cual hubo que tramitar una comisión rogatoria para tomar dicha muestra, dado que la madre de la adolescente se encontraba en Colombia cuando apareció el cadáver de su hija.

Sin embargo, la madre de Leidy Vanessa fue detenida cuando entraba en España con más de cinco kilos de cocaína en su equipaje, a consecuencia de lo cual se la recluyó en la prisión de Alcalá-Meco.

¿Habría algún vínculo con el caso Macastre? ¿Sería un caso aislado con móvil sexual? ¿O habría alguna relación con el tráfico de drogas?

Dos años y siete meses después, la policía nacional dio por resuelto el crimen. Fueron imputados el padrastro de la joven, Omar P. (preso en Colombia por tráfico de drogas), la madre, un vecino de Macastre (Juan Álvaro J. R.) y otro colombiano, que huyó a su país.



Se afirmó que el padrastro tenía obsesión sexual por Leidy Vanessa, pero la autopsia ni siquiera pudo aclarar si había habido agresión sexual.

Juan Álvaro J. R. habría participado en el enterramiento del cadáver a cambio de dinero. Pero... ¿qué clase de enterramiento, si el cadáver fue descubierto dos meses y veinte días después de la desaparición? Una pareja que paseaba por la partida de Llanorel de Macastre observó cómo su perro se puso a escarbar en un montículo y acabó desenterrando una mano humana.

No, la pareja no era de colmeneros.

¿Es posible que el caso esté resuelto y los verdaderos culpables descubiertos? Sí, es posible. Sin embargo, las sombras que se observan son las que me han llevado a hacerlo constar, porque queda una duda de su posible vinculación con el triple crimen.

Por otra parte, Macastre, además de los crímenes comentados, presenta otros sucesos que ponen de manifiesto que está lejos de ser un tranquilo pueblecito de montaña.

Según indicó ABC, el director general de la Policía, Juan Cotino, anunciaba el 30 de noviembre de 1996 – cuatro años después del triple crimen de Alcàsser- que el laboratorio de drogas de síntesis desmantelado en Macastre era el mayor de los descubiertos en Europa hasta la fecha.

Facturaba hasta seis millones de pesetas diarios. Se detuvo a cuatro personas y se decomisaron 500 pastillas de éxtasis y 50.000 cápsulas. Se decomisaron 100 kilos de heliotropina y 150 de sasafrás.

¿Se hacían fiestas con drogas y adolescentes en Macastre?

La investigación se produjo a raíz de rumores sobre la existencia de un laboratorio de psicotrópicos y la aprensión de éxtasis en las inmediaciones de una discoteca de Valencia.


Laboratorio de drogas de síntesis desmantelado en Macastre.

El principal sospechoso era Antonio T.S., un vecino de Ayora de 40 años de edad. Tenía dos chalets, uno en Montserrat y otro en Macastre, así como tres locales comerciales y dos plazas de garaje en Almansa. También era el propietario de dos vehículos.

Los distribuidores de la droga eran David I. M., de 29 años y un empleado llamado Modesto L. G., de 50 años.

La “ruta del bakalao” se quedaba sin su principal fuente de “speed”.

El Ministro del Interior, Jaime Mayor Oreja, se trasladó a Valencia para comprobar los resultados de la operación y felicitar al Grupo de Estupefacientes de la Jefatura Superior de Policía de Valencia.


Jaime Mayor Oreja, ministro del Interior, en el laboratorio desmantelado.


El 16 de enero de 2001, un trabajador que revisaba los contadores de luz de las viviendas del pueblo encontró una bolsa de plástico que contenía un cráneo y otros huesos. El médico forense encargado del análisis de los huesos encontrados dictaminó que habían sido cortados con una sierra o un instrumento similar, según consta en las diligencias practicadas por el juzgado nº 1 de Requena.

Una primera investigación dictaminó que los restos databan de 20 años atrás. Más tarde se rectificó y se dijo que se trataba de restos arqueológicos de hace quinientos años, pertenecientes a un varón adulto entre 35 y 55 años de edad. El hueso ya no había sido aserrado, sino que se había fracturado debido a un golpe o a la presión ejercida sobre él.

Si nos retrotraemos 500 años desde el 16 de enero de 2001, nos encontramos a mediados de enero de 1501. Si alguien pensó en dejar un mensaje, se equivocó, porque el calendario juliano se reformó el 15 de octubre de 1582 para dar paso al actual calendario Gregoriano. Pero, de todos modos, ¿qué pasó a mediados de enero de 1501?





Pues esto, la rebelión mudéjar.

Nunca se me hubiera ocurrido comprobar estas fechas, pero como hay psicópatas a los que les encanta la numerología y los símbolos, el hecho de hablar de "quinientos años" parecía una pista demasiado clara. Sobre todo si te encuentras algo.

¿Qué versión nos creemos? ¿La de los veinte años o la de los quinientos?
Explicar por qué los restos estaban dentro de una bolsa de plástico ya podía ser más problemático, ya que hace quinientos años no es que se utilizaran mucho, así que se especuló que algún operario los habría encontrado, introducido en la bolsa y abandonado en el punto donde fueron encontrados. Se llegó a la conclusión de que la antigüedad de los huesos y que pertenecieran a una persona de edad madura descartaba que pertenecieran a Pilar R., una adolescente que desapareció en Turís cuando tenía 15 años, o que fueran de Carmen Merino, que fue descuartizada por su marido en Mislata en 1995, estando embarazada de ocho meses.

Digo yo que el sexo también tendría algo que ver a la hora de rechazar estas hipótesis, ya que se dijo que los huesos aparecidos correspondían a un varón.

Como ya se habrá adivinado, al citar a “Pilar R.” se estaban refiriendo a Pilar Ruiz Barriga, la niña del caso Macastre cuyo supuesto cadáver había aparecido el 24 de mayo de 1989, hipótesis que había sido rechazada por su hermana.

También resulta curioso que en el primer examen se dijera que había huesos aserrados –recordemos el pie que apareció cortado- y que después se dijera que se habían roto como consecuencia de la presión o de un golpe.




El 10 de febrero de 2009, el diario “El Economista” se hacía eco de la detención en Macastre, a finales de enero, de tres traficantes de cocaína, de la que se habrían incautado 25 kilogramos de gran pureza.

Eran parte de una red de traficantes españoles y colombianos que se dedicaban a introducir la droga y distribuirla en Navarra y zona norte de España.

En total se detuvo a 32 personas de diferentes nacionalidades (colombianos, dominicanos, españoles y un peruano) y se practicaron registros en varias ciudades de España, confiscándose otros 31,3 kg. de cocaína. Los envíos provenían de Costa Rica, Chile y Argentina.

No está nada mal para un pueblecito de montaña...





Fuentes principales:


  1. http://www.levante-emv.com/sucesos/2011/02/03/policia-imputa-padrastro-asesinato-golpes-adolescente-hallada-macastre/779504.html
  2. http://www.levante-emv.com/sucesos/2010/05/12/huesos-hallados-macastre-2008-son-adolescente-asesinada-golpes/704588.html
  3. http://www.lasprovincias.es/valencia/20080817/sucesos/hija-puede-estar-retenida-20080817.html
  4. http://www.fotolog.com/leidy_vanessa/51899314/
  5. http://www.levante-emv.com/sucesos/2011/02/28/arrepiento-traer-droga-ahora-mato-hija-pido-justicia/786435.html
  6. http://tucomarca.wordpress.com/2010/12/17/piden-13-anos-de-carcel-por-trafico-de-drogas-y-falsedad-documental-para-la-madre-de-la-joven-encontrada-muerta-en-macastre/
  7. http://www.europapress.es/sociedad/sucesos-00649/noticia-policia-nacional-detiene-macastre-valencia-tres-personas-incauta-25-kilos-cocaina-20090210123111.html
  8. http://elpais.com/diario/1996/12/01/espana/849394811_850215.html
  9. http://elpais.com/diario/1996/11/30/espana/849308407_850215.html
  10. Las milicias andaluzas en la sublevación mudéjar de 1500 y 1501. Juan Manuel Bello León: http://institucional.us.es/revistas/historia/37/art_1.pdf

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Todos los comentarios y opiniones son bienvenid@s mientras se expongan con cortesía. El tema del comentario tiene que estar relacionado con el contenido del post. Antes de redactar uno, tenéis que elegir una opción en el desplegable "Comentar como". Si no tenéis un perfil, podéis elegir un nombre o comentar como usuario anónimo. Y después hay que pulsar "publicar". Los mensajes publicitarios, los mensajes de mal gusto, los trolls y los intoxicadores no son bienvenidos. También ruego precaución para no vincular nombres a conductas delictivas, lo que puede ocasionar una querella, o dejar mensajes que puedan servir de pretexto a las autoridades correspondientes para cerrar el blog. En cualquiera de esos casos me veré obligado a no publicar el mensaje. No obstante, la responsabilidad sobre el contenido de los mensajes corresponderá a los que los hayan redactado. Ruego que las posibles quejas o solicitud de aclaraciones se remitan a la dirección de correo del blog y no en un nuevo comentario.