martes, 26 de julio de 2016

Alcàsser. Al César lo que es del César.




Del caso Alcàsser se ha dicho de todo. Errores incluidos. Pero quizás la mayor metedura de pata la protagonizó el diario "El Mundo" en su célebre artículo del domingo 25 de agosto de 2002 titulado "El estigma de Alcàsser". Firmado por Javier Gómez, el autor nos presenta a un tal Vicente "... uno de los mejores amigos de Miriam, Desirée y Toñi. Bailó y tomó cubatas con ellas en la discoteca Coolor, de Picassent, aquella madrugada del 13 de noviembre de 1992, cuando los habitantes de Alcàsser dormían..." O Gómez se topó con el mayor mentiroso del pueblo o se inventó a Vicente y lo de los cubatas en Coolor, porque las niñas no llegaron a pisar la discoteca aquella noche. Según la versión oficial, Anglés y Ricart las raptaron antes de llegar, mediante engaños. Por su parte, muchos de los seguidores del caso creen que es más que dudoso que las niñas quisieran ir a la discoteca aquella noche, ya que piensan que desaparecieron en el mismo Alcàsser.

Este tipo de errores hace aconsejable tener precaución antes de considerar infalibles las informaciones de prensa. Diez años antes, el diario "El País" publicaba dos artículos sobre el caso que aparecieron en noviembre y diciembre de 1992. Dos artículos polémicos.

El primero se titula "Mirian, vuelve a casa", literalmente. Mirian, con "n". Apareció el domingo 22 de noviembre de 1992 y lleva la firma de Francesc Bayarri. Al final de la primera columna podemos leer lo siguiente: "... César, que iba en moto, reconoció a las adolescentes cuando caminaban por la carretera que une Alcàsser -de unos 7.500 habitantes- y Picassent, con casi 15.000 vecinos. Fue el último en verlas..." Según el sumario, el último en verlas fue José Antonio Cano Llacer (la señora Badal no cuenta porque se confundió de niñas y de hora). ¿Qué está pasando aquí?





Hay que tener en cuenta que es dudoso que Bayarri cambie el nombre del testigo para proteger su identidad, por ser menor de edad, ya que en el mismo artículo se cita a Esther por su nombre y también era menor de edad.

El segundo artículo se llama "La tragedia de Alcàsser", y fue publicado por el mismo autor el lunes 14 de diciembre de 1992. Al leerlo nos topamos con el siguiente párrafo: "... César, vecino de Alcàsser, que ya volvía de Coolor, vio a las tres jóvenes andando en dirección a la discoteca, en las calles de Picassent, en un punto intermedio entre la gasolinera y la discoteca..." De un punto intermedio, nada. Fue casi en la gasolinera. Pero... ¿otra vez César? A no ser que a José Antonio Cano Llacer le llamaran César en el pueblo -como llamaban Rubén a Antonio Anglés en Catarroja- aquí pasa algo raro. ¿Había algún César en el pueblo que fuera amigo de las niñas? ¿José Antonio Cano Llacer se llamaba César Cano Llacer o ésto qué es? ¿Nos ha salido otro Cano?




Al día siguiente del hallazgo de los cuerpos de las niñas, el diario "El Periódico" publicaba en la página 22 un artículo sin firmar titulado "Nunca salieron de Valencia". En el tercer párrafo de la segunda columna, tenemos el siguiente texto: "A partir de ese momento comienza un silencio angustiante de dos meses y medio. César, un vecino de Alcásser, las vio caminando en dirección a la discoteca. Él venía de allí. Una semana más tarde, una anciana de Picassent recordó como las tres adolescentes subían en un automóvil blanco. Según su declaración, en el interior del turismo viajaban dos o tres personas. Los agentes de la Guardia Civil que investigan el caso dan una gran credibilidad a este testimonio."




Finalmente, la revista "Semana" publicaba la siguiente foto, en febrero de 1993, en la que se ve a Paco Lobatón entrevistando al "último chico que vio con vida a las tres niñas". Está claro que tiene que ser José Antonio Cano Llacer, alias César.




Por último, veamos cuál era el aspecto de José Antonio Cano Llacer en el juicio. La única instantánea que conozco es la que apareció en el diario Levante-EMV, el 29 de mayo de 1997. Cano es el primero por la izquierda. Salvo error, uno de los pocos testigos a los que se les permitió declarar con gafas de sol. Otro que también lo hizo así fue Kelly Anglés, que hasta llevaba una peluca rubia. Pero volvamos a lo que nos ocupa. ¿Es la misma persona que la entrevistada por Paco Lobatón en la fotografía anterior? ¿Tenemos un César y un José Antonio o dos José Antonio?




El penúltimo lío del caso Alcàsser, cuya solución queda a juicio de los lectores. ¿El señor Bayarri tiene mala memoria para los nombres? ¿Los señores Bayarri y Gómez utilizan la misma fuente de información? ¿O es que tenemos un nuevo misterio?




Fuentes:


  1. El estigma de Alcàsser: http://www.elmundo.es/cronica/2002/358/1030346822.html
  2. Mirian, vuelve a casa. El País. Domingo, 22 de noviembre de 1992.
  3. La tragedia de Alcàsser. El País. Lunes, 14 de diciembre de 1992.
  4. Nunca salieron de Valencia. El Periódico. Jueves, 28 de enero de 1993.
  5. La amiga de las niñas de Alcácer rompe a llorar al evocar sus últimas horas. Levante-EMV, 29 de mayo de 1997.

27 comentarios:

Anónimo dijo...

La foto en la que sale un chico entrevistado por Paco Lobatón no es José Antonio Cano Llácer. Se trata de un chico de Alcácer llamado Vicente. El periódico metió la pata en el pie de foto. César, era el nombre de un hermano de Cano Llácer de la misma edad de Desi y Miriam.

Anónimo dijo...

Ya sólo nos falta resolver el tema de los césares. Esperemos que ese chico de Alcácer llamado Vicente no sea el que se tomó los cubatas con las niñas en la tarde-noche del 13 de noviembre.

Anónimo dijo...

Recordé a La Ilustre Degeneración, cuando la duquesa hablaba de "clónicos". Ella se refería a las víctimas pero... Nunca se sabe. Juraría que se trataba de César y no de Vicente.

Anónimo dijo...

César Cano Llácer, al ser de la misma edad que Desirée y Míriam, tendría a la fuerza que conocerlas mejor que su otro hermano José Antonio dos años mayor que él. En un pueblo es de suponer que tuviera que compartir curso en el colegio, amigos, ratos de ocio en Zass y Coolor, etc.

galaxis dijo...

Si mal no recuerdo, Cano llacer tiene un hermano que se llama Cesar y actualmente vive en Suiza. Solo lo cuento como anecdota :)

Anónimo dijo...

Parece mentira ver como, a través del análisis y el estudio pausado y comparativo de todos los datos y fuentes, se puede todavía ir sacando la punta a un lápiz tan (aparentemente) gastado. Impresionante lección periodística la este blog y su autor. Debería de ponerse como ejemplo en las facultades de periodismo, criminología, y qué sé yo, en clase de ética de la EGB o como se llame ahora. Realmente asombroso, muchas gracias.

N. Nozick dijo...

Muchas gracias, pero exagera usted muchísimo.

Anónimo dijo...

No exagera para nada Noz, análisis, estudio pausado, comparativos. Lo comparto con el señor anónimo, como que eres un ejemplazo a seguir. El matiz está en el lápiz, ¿gastado? en absoluto. Este lápiz que no es VO tiene mina para rato. No pares que muchos te seguimos con real entusiasmo.

Anónimo dijo...

"La amiga" de las niñas ¿lloró evocando as ultimas horas? eso dice la prensa, joer, nunca leí mas unas palabras de recuerdo para ellas, ni por aniversario, ni por fecha de sus cumpleaños.

Anónimo dijo...

Para mí no es ninguna exageración. Creo que detrás de una investigación como esta hay implícitos muchos valores que deberían de poder ser transmitidos a las nuevas generaciones para ponerlos como ejemplo de que hay otra(s) manera(s) de ver el mundo. Al fín y al cabo, lo que usted pretende es abrirle los ojos a la gente, justo lo contrario de lo que pretende el Sistema. Ojalá acabe sirviendo todo para algo.

Anónimo dijo...

Pues yo creo que es usted un sensacionalista y un mágufo.

N. Nozick dijo...

Usted también exagera.

Anónimo dijo...

Por las reacciones que despiertan determinados artículos tuyos, Nozick, podemos hacernos una idea de lo que has "tocado". :)
Hasta que algún local no presente datos más concretos sobre "Vicente", muchos que acompañamos este triste caso seguiremos pensando que se trata del hermano menor de cierto testigo. Y a esos "muchos" no nos sirve de nada que un primo del vecino del tío del mejor amigo diga que no era. Demasiado interés se percibe cuando se trata de mantener el perfil bajo y anónimo de algunos personajes. Y esto no sucede solamente con él; varios han jugado al despiste y cuando mencionados, saltan rápidamente las alarmas.
--
PD: Al anónimo de las 15:17... No es mágufo. La próxima vez tilde correctamente, y no hablo ya de la ortografía. Elija mejor las palabras destinadas a un espacio virtual cuyo responsable hace un trabajo serio, valioso, escaso, en un mundo donde la gran mayoría prefiere caminar de punta cabeza. No ofenda la inteligencia de los que aquí leemos y comentamos. Si no le gusta el autor, no se entiende muy bien que hace leyéndolo. Sabía que cada vez que pincha en una página web aumenta las estadísticas y esto es algo sumamente positivo?

Anónimo dijo...

El éxodo de algunos testigos y de otros que no testificaron...

Anónimo dijo...

JIB hasta en tres entrevistas menciona de forma velada y en ocasiones abierta que hubo dos vecinos de Alcàsser que vieron a las niñas en Picassent. En tres ocasiones... demasiadas para ser un lapsus del criminólogo.
QUINTA ESFERA (17 de febrero de 2013 Entrevista a Juan Ignacio Blanco) Y la cronología de Alcácer en... en esas supuestas horas desde que- yo lo planteo desde el punto de vista de Miriam- que sale, va recoger a Desirée y a Toñi y luego van a casa de Esther, salen de casa de Esther, supuestamente hacen autostop y las recogen para llevarlas a la gasolinera Mari y luego posteriormente las ven por la calle principal de de Picassent.
Pasando por los... el... el chico de la moto que luego dice que las vuelve a ver, ninguna ve a las niñas.

LA QUINTA ESFERA (30 de septiembre de 2013 Entrevista Juan Ignacio Blanco)
Después hay dos personas dentro del... del casco de Picassent, que supuestamente ven a las niñas, uno que va andando y se cruza con ellas de acera, y otro que va en una moto y supuestamente las ve. A mí estos dos testigos me han reconocido personalmente que nunca vieron a las niñas, con lo cual blanco y en botella... eso no tiene... no da...

MIS CASOS CRIMINALES de Luz Suyay (23 de marzo de 2014 Entrevista a Juan Ignacio Blanco. La desaparición)
Oficialmente se supone que las tres niñas salieron de su casa, se reunen en... en los recreativos Zass, de allí acuden a... a visitar a su amiga Ester. Al cabo de un rato abandonan la casa de Ester. Se supone que hay dos personas que las recogen haciendo autostop y las trasladan hasta Picassent. Que allí son vistas por... por dos vecinos de... de Alcácer y por una mujer que estaba asomada a la ventana y que las ve introducirse en un coche de cuatro plazas.

Anónimo dijo...

Todo prescrito Nozick. Esto es como el que tiene el hobby de la petanca. Llegues hasta donde llegues no podrás hacer nada. Algunos han muerto ya y a los que quedan no los podrás tocar. Ni tú ni la Justicia. Y el cortafuegos actuará.

Anónimo dijo...

No se trata de un solo caso, ni de lo que pueda hacer una sola persona. Ni siquiera estamos ante un problema local. Los cortafuegos serán inútiles cuando el incendio se origine en distintos sitios a la vez.

Anónimo dijo...

Seguro que ambos conocen bien a la familia que residía en el matadero.

SergioKa dijo...

Prescrito o no prescrito el caso, la actitud de Nozick va bastante más allá, me parece. Rescata la condición humana, el impulso instintivo de pedir justicia que todavía sobrevive en algunos, más allá de que los enemigos de todo lo bueno y justo tengan el poder de salirse con la suya a menudo. Es cierto que las niñas no van a volver. Es cierto que la ley los ampara. Precisamente por eso es tan noble la lucha. La molestia que ocasiona el recuerdo de la impunidad de este crimen a los sujetos (y a su entorno, y a su prole, y a su casta) capaces de perpetrarlo es mínima, de acuerdo. Pero de todos modos, preferirían que nadie, pero nadie, absolutamente nadie recordara ya este hecho ni sus implicaciones. No se les dará ese gusto.

N. Nozick dijo...

Mientras alguien las recuerde, y somos muchos, de algún modo seguirán estando con nosotros. Y molesta que se las recuerde. Molesta tanto que siguen enviando trolls a todas partes para intentar cerrar el recuerdo.

Anónimo dijo...

cuentanos mas...

Rebeca Bustillo dijo...

Nozick , te felicito por tu blog , hace mucho que te sigo y me encanta el trabajo que haces manteniendo vivo su recuerdo e intentando ir mas alla.

N. Nozick dijo...

Muchas gracias, Rebeca.

Anónimo dijo...

Ojalá "Dios",o "lo que sea", siga dándote fuerzas para seguir mostrándonos tantos detalles sobre el caso q a muchos se nos escapan por falta de información y tú de una manera magistral sigues ilustrándonos. Muchas gracias y la información que aportas siempre me parece muy buena y reveladora. Sigue así compañero

N. Nozick dijo...

Gracias a ti por tu comentario y tus ánimos.

Anónimo dijo...

Siempre he sido una persona bastante despreocupada y suelo hacer salidas al campo en total soledad, llevo haciéndolo unos once años. Desde que me he leído este blog creo que me voy a replantear las cosas y voy a cambiar mi modo de actuar, nunca me ha pasado nada, pero seguro que los desaparecidos que salen en este blog y los que no salen, seguro que también pensaban que no pasaba nada. Así que este blog, ha conseguido por lo menos abrirme un poco los ojos de lo que hay tras la oscuridad

Anónimo dijo...

Los vídeos de aquellos primeros programas de TV dejarían a los testigos de ese viernes 13 en una situación bastante comprometida. Y no me estoy refiriendo sólo al trueque fraternal de los Llácer.